04/01/16 Anzuelos en la Costanera a metros de Aeroparque

0

Cuando llega el calor, el paseo convoca a cientos de personas que, muchas veces, se instalan allí durante todo el fin de semana..

Usa de carnada una masa que prepara siguiendo una receta propia: alfajor de chocolate, galleta de vainilla, azúcar, esencia de vainilla, harina y polenta. Cuando las bogas muerden ese manjar irresistible, el anzuelo oculto allí las saca del agua de un tirón y las lleva directo a la parrilla de Omar Delgado, de 40 años, que las prepara adobadas con cebolla, tomate y morrón, en su casa de Quilmes.

Desde hace ocho años, Omar pesca en la Costanera Norte, a la altura del Aeroparque. Una vez por semana, cuando está de franco en el restaurante donde trabaja, se pasa entre ocho y doce horas probando suerte. Sólo se lleva las bogas que pesan de tres a cuatro kilos; las más livianas las devuelve al agua. “Las bogas aparecen cuando llega el calor. Hay más pique los días de sol, sin viento y con el río bajo”, explicó.

Según los pescadores, los dorados y las bogas son las piezas más cotizadas: como llegan a partir de la primavera desde otras aguas, su carne no tiene el gusto “empetrolado” de los peces que se pescan todo el año, como los bagres amarillos y blancos y las mojarras.

La presa más cotizada durante el invierno es el pejerrey, coinciden muchos. Las formas de cocción más populares: a la parrilla o frito. “A mí me gusta más como chupín: con caldo, verduras y arroz”, dice Carlos Rodríguez, de 45 años, desempleado.

En esta época del año, de lunes a viernes se junta una treintena de pescadores, que se distribuyen a lo largo de los casi tres kilómetros que mide la Costanera a la altura del Aeroparque. Los fines de semana, el paseo se abarrota de pescadores.

Algunos pescadores preservan sus presas en una heladera conservadora. Otros meten los peces en una bolsa tejida y con una soga la sumergen en el agua para mantener a los peces vivos hasta la hora de volver a casa.

Con una mueca de desilusión, Daniel García, de 28 años, comprueba que acaba de capturar un doradillo. “¡Es pura espina!”, se lamenta y lo devuelve al agua.

Fuente: LaNacion

Compartir:
Follow by Email
Facebook
Google+
http://www.sentilapesca.com.ar/040116-anzuelos-en-la-costanera-a-metros-de-aeroparque/
Twitter
SHARE
YOUTUBE
Whatsapp

Sobre el Autor

Senti La Pesca

Portal dedicado a todo lo relacionado con el mundo de la Pesca Deportiva (Lugares, Modalidades de Pesca, Alojamientos, Excursiones/Concursos, Amigos, Notas, Comercios, etc.)

Deja un comentario