05/09/16 Chatos en Albufera de Marchi

0

Viento Sur-Sudeste con ráfagas durante todo el día y una temperatura ambiente inferior a los ocho grados, muchísima agua de mar en la Albúfera de Mar Chiquita y por ende, más fría de lo habitual. Demasiados aspectos negativos como para intentar la pesca de lenguado, una especie que se caracteriza por mostrar actividad con temperaturas más elevadas, sin embargo – obstinados – una parte del equipo de La Oficina Peña Pescadora se hizo presente en el recreo San Gabriel y en el sector de Paso Gómez para intentar la difícil búsqueda de los tan ansiados “chatos”…

Para sorpresa de todos los resultados pueden describirse de muy buenos a excelentes. Quizás suena exagerado, pero en el análisis resulta vital la descripción del contexto del párrafo anterior. Sólo hubo a favor la transparencia del agua (más que buena teniendo en cuenta que venía del mar) y una bajante muy pronunciada que se volvió aún más incipiente debido al gran nivel que la albúfera ya mostraba en día anteriores. Pero todo lo demás, estaba en contra.

En la zona que va desde el club Regatas hasta el puente de CELPA, la actividad fue casi nula. No se registraron capturas ni movimiento. Ubicados en Paso Gómez, desde la costa, nuestro equipo realizó intentos que fueron infructuosos. Llegado el mediodía ante la escasa actividad regresaron y se volvieron a la zona de la boca, donde tampoco hubo novedades.

 

Distinta fue la situación en los tradicionales sectores conocidos como Punta Pejerrey y Punta Ondina. Partiendo desde recreo San Gabriel, la bahía de Punta Pejerrey fue el lugar donde se registró la mayor concentración de embarcaciones y -también- la mayoría de las capturas. Porque pese a la baja temperatura, al incipiente viento (por momentos insoportable arriba de la embarcación) y al agua fría, los lenguados aparecieron y de muy buena forma.

En la mayoría de los casos, lo que mejor funcionó fue la línea armada con brazoladas en tándem encarnados con filet de pejerrey, incluso cambiando el plomo por un puntero flotador. También se hicieron intentos con línea tradicional con anzuelo triple y pejerrey entero, pero casi no hubo respuesta salvo raras excepciones. Algunos “chatos” fueron capturados con la embarcación en marcha y barriendo en su totalidad la zona entre CELPA y Punta Pejerrey. Pero el grueso de las capturas se logró con los botes anclados en la mencionada bahía.

Es de destacar que no hubo un momento de pique furioso, sino que se fueron dando paulatinamente a lo largo de la jornada lo que le permitió a varios de los que allí estuvieron completar una linda cuota antes de las cinco de la tarde. Muy buenos ejemplares en una jornada que apuntaba muchísimo peor. Sencillamente porque todavía estamos fuera de época y porque el “veranito” de semanas anteriores se transformó en lo más parecido a un invierno furioso de fines de julio.

Como dijo el maestro Luis “Zurdo” Guerra, “el pescado está, sólo que hay que tener la suerte de encontrarlo” y efectivamente, allí estaba. No es un dato menor que ante la baja profundidad, la Albúfera es muy permeable a los cambios climáticos y su ecosistema reacciona rápidamente. Lo de este sábado augura una temporada de lenguados muy buena y los amantes de la pesca se frotan las manos: no sólo por el frío, sino porque los “chatos” están ahí agazapados mientras nosotros los buscamos para garantizarnos un combate único.

Gentileza de La Oficina – Peña Pescadora

Compartir:
Follow by Email
Facebook
Google+
http://www.sentilapesca.com.ar/050916-chatos-en-albufera-de-marchi/
Twitter
SHARE
YOUTUBE
Whatsapp

Sobre el Autor

La Oficina Peña Pescadora

Peña integrada por un equipo de pescadores deportivos y amigos que comparten una misma pasión. Informes, notas y fotografías de la pesca en la ciudad de Mar del Plata y alrededores.

Deja un comentario