12/11/18 A río revuelto ganancia de pescadores

0

Prácticamente todo el mes de Octubre fue muy bueno para la pesca en Salto,al punto que cuando quisimos coordinar una salida con Matías Jardim tenía todos los días tomados menos los últimos tres…

Fue así que hablamos con los compañeros que tenían que pedir licencia y reservamos esos días a pesar de que en dos semanas la pesca podía cambiar sustancialmente. Se venía pescando muy bien surubíes en un cardumen que apareció y se mantuvo más o menos en la misma zona, por lo que casi todos los aficionados que se acercaron obtuvieron su gran trofeo de pesca. Una buena foto con el pez más colosal de nuestras aguas y un video devolviéndolo para recordar esa gran contribución a la naturaleza.

Adrián Ruiz de 33, quien vende Uruguay Aventura en su comercio, había reservado con Matías varios meses atrás y estuvieron un par de días con pique soñado, principalmente de surubíes. Luego aparecieron buenos dorados como suele pasar cada año en este mes, pero las lluvias que no se dieron en Invierno por la cuenca alta del río Uruguay se dieron ahora y el agua chocolate que tanto se extrañó apareció en Primavera. Eso hizo que la pesca de dorados con señuelos mermara significativamente.

Los vecinos argentinos en estas condiciones los buscan con carnada viva logrando mejores resultados. Así como los dorados desaparecieron, el cardumen de surubíes parecía haberlo hecho también. El Lunes 29, Facundo Días y Pablo Ortega – compañeros colaboradores -, guiados por Matías buscaron minuciosamente los surubíes sin éxito; hasta le hicieron un intento a los dorados pero el día se fue con pesca nula. Nosotros por tener unos trámites que hacer no los pudimos acompañar y solo nos quedaba alentarlos a que no perdieran las esperanzas, aún les quedaba una jornada y Matías con la almohada podía encontrar ese rincón en el río donde los surubíes aún pudieran estar esperando que pase el agua revuelta.

Lo cierto es que a media mañana, mientras retocaba la nota del Señuelo del mes, me llega un mensaje por WhatsApp de parte de Pablo. Una foto de Facundo sujetando como podía un tremendo surubí y una sonrisa de oreja a oreja. Ahí se me plantó un lagrimón de la emoción, Facundo añoraba esta pesca y se la merecía, estuvo casi trunca porque no solo Yo tuve que abandonarlos sino que otro compañero también. Por suerte Pablo acompañó como un campeón y el festejo fue tremendo. Matías encontró el rincón donde podían estar, y no fue solo uno de casualidad porque la fiesta continuó.

 

Pasó un rato y me llega otro mensaje, esta vez de Matías: “Miguel, los encontramos, recién al otro muchacho se le fue uno que agarro el señuelo de la boca”. Muchos pensamientos vinieron a mi mente como “¡que bueno!” o “¿cómo estará Pablo que también añoraba el suyo?” Pero la pesca es así, hay días para uno y días para otros hasta que nos toca el nuestro. Tanto así que el tercer mensaje del propio Pablo decía: “Perdí uno que venía de la boca y ahora el Facu está peleando con otro.” Aún no era mediodía y sin duda era una mañana soñada.

Al rato me habla Facundo, “¡Saqué otro!”, me decía, “¡estoy como perro con dos colas!” Le pregunto si era igual o más chico que el primero, “más grande”, me dice. Ya está, cerrá y vamos. Minutos después Matías con su sutil mensaje de vos: “¡No sabés que pesca Miguel! El último pasa largo los 40 kg y no se si no llega a 50 kg”. La verdad una alegría tremenda, mucho más que cuando Yo he tenido esos días de suerte. Ver feliz a los amigos pescadores y al guía con el que trabajamos en esa zona nos pone muy contento porque, además, algunos de ustedes que están leyendo esta nota se van a entusiasmar y van a salir en busca de su jornada de pesca soñada.

Para Facundo y compañía fue sin duda la mañana soñada, más aún si tenemos en cuanta que el río estaba en las peores condiciones y la pesca del día anterior había sido nula. Es como ir perdiendo un partido por goleada, que digo partido, una final por goleada y darla vuelta en el último cuarto de hora. Facundo y Pablo felices, Matías más que satisfecho por su labor logrando la pesca en una situación compleja, y nosotros chochos haciendo esta nota.

Ahora falta que usted que está leyendo planifique su pesca soñada y recuerde que como esta vez la premisa se puede cumplir porque como dice el dicho: “a río revuelto ganancia de pescadores”.

Gentileza de Miguel Tripani de Uruguay Aventura | Nota publicada en la Edición 64 de la Revista Online #SentilaPesca de #Noviembre

Compartir:
Follow by Email
Facebook
Google+
http://www.sentilapesca.com.ar/121118-a-rio-revuelto-ganancia-de-pescadores/
Twitter
SHARE
YOUTUBE
Whatsapp

Sobre el Autor

Uruguay Aventura Revista

Revista mensual de pesca y actividades al aire libre en Uruguay. Somos amantes de estas actividades que simplemente queremos compartir de la mejor manera posible nuestras experiencias y desde ellas defender en la medida que se pueda, los cursos de agua y todo su ecosistema a la vez que nos deleitamos con cada aventura.

Deja un comentario