19/12/18 La dama del rio

0

Si algo faltaba para cerrar un año increíble en la pesca, era visitar el mítico malecón de Berisso, lugar que siempre ví en revistas y programas de pesca…

Un pesquero que siempre lo sentí lejano. No sé por qué, pero no lo tenía dentro del tour de pesca. Mientras estaba acomodando unos señuelos nuevos, pensando en el próximo fin de semana en St Pedro, me llega un WhatsApp con una invitación. Mi gran amigo Horacio Pascuarielo invitandome a una pesca embarcado en el Río De La Plata. La idea era inaugurar la temporada de bogas y compartir una pesca juntos. Bogas y Río De La Plata es una hermosa combinación para cualquier pescador, menos para mí-  jaja -!

Una especie que siempre me fue esquiva y un río que siempre se encargó de hacerme bulling con los mareos. Para coronar la situación, no era una simple pesca y listo. Íbamos a realizar distintas notas para Crónica Pesca y Pesca Visión. Justo con alguien que no sabe pescar bogas y encima se marea!!! La jornada comenzó temprano yendo a buscar a Horacio y luego a Daniel Pelozo poniendo rumbo a Berisso. La ansiedad fue creciendo mientras escuchaba los relatos de esos dos monstruos que llevaba en el auto (qué hacía yo ahí?).

 

Al llegar al club náutico nos estaba esperando el guía Alejandro Marigno para comenzar con una nueva aventura. Luego de una breve navegación llegamos al malecón, maniobra perfecta y anclamos muy cerca de los palos. Llegamos en el momento justo en donde el río dejó de crecer, se detuvo y comenzó a bajar, siendo éste el momento con más actividad. Alejandro tenía preparado un “tenedor libre” de carnadas, tanto por la cantidad como por su variedad y obvia calidad: Salamín, chorizo colorado, salamín con salsas, maíz, masa dulce y salada y maíz de distintos colores.

Fuimos a buscar bogas y estás no se hicieron esperar, después de un par de minutos ya comenzaban los piques en las cañas. En mi caso en particular decidí optar por un equipo lo más sutil posible, ya que tenía miedo de no distinguir los piques. El combo elegido fue una vara Berkley Cherrywood de 8-12 lbs (L) con un microreel Altima de Marine Sports cargado con multifilamento Clímax de 0.18. Ésta combinación ofrece una sensación de pesca única! Cada pique marcado a la perfección (los que erré fueron por mi inexperiencia en ésta pesca), los cabezasos y las corridas se transformaron en peleas épicas!

Una mano en la caña y la otra trabajando con la estrella del freno. Situación a tener en cuenta con éste tipo de equipos, ya que no se caracterizan por su potencia. El encarne que más efectividad tuvo fue el maíz colorado con un trocito de salamín acompañandolo y luego la masa dulce. Ya entrado el mediodía, LA PESCA ya la habíamos hecho. Más de 20 bogas entre medianas a grandes y un par de carpas bestias! Solo resta agradecer a mis compañeros por haber podido realizar una pesca única y disfrutar de día mágico.

Gentileza de Fas Fishing

Compartir:
Follow by Email
Facebook
Google+
http://www.sentilapesca.com.ar/191218-la-dama-del-rio/
Twitter
SHARE
YOUTUBE
Whatsapp

Sobre el Autor

Fabian Katz

La pesca deportiva como acto de fe y la elegancia de la misma en su mayor expresión.

Deja un comentario